Quiero algunos buenos amigos que sean tan familiares como la vida misma; amigos con los que no haya necesidad de ser cortés y que me cuenten todas sus dificultades; amigos capaces de citar a Aristóteles y de contar cuentos subidos de color; amigos que sean espiritualmente ricos y que puedan hablar de obscenidades y de filosofía con el mismo candor; amigos que tengan aficiones y opiniones definidas sobre las cosas, que tengan sus creencias y respeten las mías.

viernes, 15 de enero de 2010

La grandeza del mar.


¿Sabes por qué el mar es tan grande? ¿Tan inmenso? ¿Tan poderoso? Porque tuvo la humildad de ponerse algunos centímetros bajo todos los ríos. Sabiendo recibir, se volvió grande. Si quisiera ser el primero, muchos centímetros encima de todos los ríos, no sería mar, sino isla. Toda su agua iría para los otros y estaría aislado. La pérdida forma parte de la vida. La caída forma parte de la vida. La muerte forma parte de la vida.

Es imposible vivir plenamente satisfechos. Necesitamos aprender a perder, a caer, a equivocarnos y a morir. Imposible ganar sin saber perder. Imposible andar sin saber caer. Imposible acertar sin equivocarse. Es dichoso aquel que ya consigue recibir con la misma naturalidad el logro y la pérdida... el acierto y el error... el triunfo y la caída...

"El secreto de la sabiduría, del poder y del conocimiento es la humildad".
Ernest Hemingway



4 comentarios:

mariajesusparadela dijo...

Es verdad, la humildad es imprescindible.

hargos dijo...

totalmente de acuerdo, yo he perdido de comer unos pasteles con una mujer hermosa y no me quejo, un besito preciosa

Myr dijo...

Bellísimo y certero texto. Creo que todos deberíamos SER como mar y aprender de estas palabras de Hemminway que nos traes hoy aqui. Mil gracias y besos

*Luna dijo...

Hola cielo una bella entrada sobre el mar
un beso y feliz fin de semana